Enfermedades Transmitidas por Mosquitos (ETM)

Revista mi Barrio

Periódico barrial de Villa Real y Versalles, barrios de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

Colapso en el Garraham : Niños internados en pasillos y aulas

mayo 18, 2023

La Junta Interna de ATE del Hospital Garrahan denuncia que la guardia y camas de internación están completamente desbordadas. Se están suspendiendo cirugías y diversos procedimientos. Habiéndose adelantado la epidemia de enfermedades respiratorias que afectan a la niñez, la demanda está superando ampliamente a la capacidad de respuesta de nuestro Hospital Garrahan. Las autoridades de la institución, en lugar de alertar públicamente sobre esta situación y reclamar un aumento en los recursos del sistema de salud, precarizan y flexibilizan la calidad de atención. Así, se montan camas en pasillos no aptos para tal fin y hasta en aulas, claramente no aptos para brindar la atención correspondiente a los pacientes, ya que no cuentan con elementos esenciales y vitales como carro de paro, oxígeno y aspiración. De este modo, se descarga el peso de esta crisis en las condiciones laborales del personal de salud y de las y los niños y niñas.

 

Con gran cinismo, extorsionan a las y los trabajadores diciendo que “no se puede negar la atención”. Por supuesto que no, pero ¿de qué forma? ¿Se están usando todos los recursos del sistema sanitario? ¿Dispone el Ministerio de Salud de las camas que hay en el sistema privado para redistribuir? La respuesta es no.

Esta situación expone una gravísima crisis del sistema sanitario, sin recursos materiales ni humanos suficientes. Después de la pandemia, cuando era evidente que había que reforzar el sistema de salud, se hizo lo contrario. Para cumplir con el ajuste del FMI, recortaron fondos. Ahora, el Garrahan es cada vez más la punta de un embudo frente a un sistema sanitario que no puede dar respuesta ni en CABA ni en PBA.

 

Las autoridades del Consejo de Administración ocupan puestos políticos, por lo que no pueden desentenderse de esta situación. Junto a la Ministra Vizzotti gustan de salir en los medios con cara sonriente casi semanalmente, pero nada dicen públicamente sobre esta crisis.

 

Reclamamos que se haga pública esta situación insostenible. Y que frente a la emergencia se tomen medidas excepcionales: la capacidad de atención no es infinita.

 

Basta de atención precaria en pasillos y aulas: que se centralicen los recursos de todo el sistema de salud, público o privado y se deriven pacientes sin costo según nivel de complejidad para que NADIE se quede sin atención y se deje de superexplotar al personal de salud. Que se destinen los recursos necesarios para más personal y espacios con las condiciones de higiene y salubridad necesaria en el sistema de salud.

 

La Junta Interna de ATE del Hospital Garrahan denuncia que la guardia y camas de internación están completamente desbordadas. Se están suspendiendo cirugías y diversos procedimientos. Habiéndose adelantado la epidemia de enfermedades respiratorias que afectan a la niñez, la demanda está superando ampliamente a la capacidad de respuesta de nuestro Hospital Garrahan. Las autoridades de la institución, en lugar de alertar públicamente sobre esta situación y reclamar un aumento en los recursos del sistema de salud, precarizan y flexibilizan la calidad de atención. Así, se montan camas en pasillos no aptos para tal fin y hasta en aulas, claramente no aptos para brindar la atención correspondiente a los pacientes, ya que no cuentan con elementos esenciales y vitales como carro de paro, oxígeno y aspiración. De este modo, se descarga el peso de esta crisis en las condiciones laborales del personal de salud y de las y los niños y niñas.

 

Con gran cinismo, extorsionan a las y los trabajadores diciendo que “no se puede negar la atención”. Por supuesto que no, pero ¿de qué forma? ¿Se están usando todos los recursos del sistema sanitario? ¿Dispone el Ministerio de Salud de las camas que hay en el sistema privado para redistribuir? La respuesta es no.

 

Esta situación expone una gravísima crisis del sistema sanitario, sin recursos materiales ni humanos suficientes. Después de la pandemia, cuando era evidente que había que reforzar el sistema de salud, se hizo lo contrario. Para cumplir con el ajuste del FMI, recortaron fondos. Ahora, el Garrahan es cada vez más la punta de un embudo frente a un sistema sanitario que no puede dar respuesta ni en CABA ni en PBA.

 

Las autoridades del Consejo de Administración ocupan puestos políticos, por lo que no pueden desentenderse de esta situación. Junto a la Ministra Vizzotti gustan de salir en los medios con cara sonriente casi semanalmente, pero nada dicen públicamente sobre esta crisis.

 

Reclamamos que se haga pública esta situación insostenible. Y que frente a la emergencia se tomen medidas excepcionales: la capacidad de atención no es infinita.

 

Basta de atención precaria en pasillos y aulas: que se centralicen los recursos de todo el sistema de salud, público o privado y se deriven pacientes sin costo según nivel de complejidad para que NADIE se quede sin atención y se deje de superexplotar al personal de salud. Que se destinen los recursos necesarios para más personal y espacios con las condiciones de higiene y salubridad necesaria en el sistema de salud.

CONTACTOS

 

Luisa Pérez Félix (Delegada general Junta Interna ATE Hospital Garrahan)  para   www.revistamibarrio.com.ar

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Cantidad de Caracteres  5241

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *